¿Por qué es relevante una dirección financiera en tu empresa? | AF

“Lo que no son cuentas, son cuentos”. No importa el sector en el que te encuentres, a que se destina tu actividad comercial o el volumen de facturación que generas. Todas, absolutamente todas las empresas necesitan de finanzas para desarrollar su ejercicio.

Pero, ¿cómo te puede ayudar un gestor financiero? ¡sigue leyendo!

Presente, pasado y futuro

Una empresa necesita de financiación para poder realizar su actividad. Por ello el presente y futuro de tu organización estará siempre vinculado a las finanzas lo quieras o no.

De hecho, muchas veces no somos conscientes de que no se trata sólo de ganar más, existen multitud de casos en los que empresas con una elevada facturación han terminado generando pérdidas al financiarse más caro (lo que equivale a mayores costes), o a un desajuste en sus cuentas que no les permite mantener el ritmo que marca su actividad.

Por supuesto, lo que hagas en el pasado generará una información que, bien interpretada será la clave para evolucionar en el futuro o retroceder.

No todos saben de todo, ni todos tienen tiempo para todo

El área de las finanzas es lo suficientemente importante y complejo como para tener que dedicarle una parte importante de tu tiempo a su gestión.

Relaciones con los clientes, proveedores, bancos, administraciones públicas y demás entidades de semejante índole requieren de unos conocimientos específicos y por supuesto, del tiempo necesario para hacerlo correctamente.

Desde negociar la forma de cobro, pasando por el pedido de un crédito hasta determinar los plazos que no te ahogarán son algunas de las actividades que, si eres empresario, entenderás que no son cosas de cinco minutos ni por supuesto menores causas para dejar en segundo plano.

Externalización es sinónimo de especialización

Quizás tu empresa no requiera de un puesto específico para ello, pero tampoco es algo que puedes adjudicarle a cualquier persona debido a su peso y complejidad.

Al subcontratar este servicio con nosotros, tendrás un departamento financiero formado por profesionales del sector, con años de experiencia y sin los inconvenientes de tener personal a tu cargo lo que te ahorrará costes y te aportará flexibilidad.